lunes, 16 de junio de 2008

Saludos

Acá estoy,
mi ausente
Acá mi vida
mi mentira
mi perfecta muerte
mi huida eterna...
Fuera de foco,
siempre.
Acá estoy
a mis anchas
perdida
para encontrarte
y pasar de largo
para tus ojos ciegos,
para tu sed
sin fondo.
Tenéme
que me caigo
-maldito equilibrio
que se espanta
con el peso 
de eso que llaman "alma"-

Me desarmo,
y eso es todo
No hace falta más

Un abrazo
no se dice.


"Ayeres" © aNaNeGrA






4 comentarios:

El Rufián Melancólico dijo...

Ana tu silencio me preocupaba veo que estas, y andas gritando versos por ahi, en plazas calles esquinas y vomitando abrazos para trus lectores. Exitos y Saludos a me gusto el poema.

aNa dijo...

Gracias, J.
Que lindo ...
Mi silencio se debe
a que los "desbocados"solemos llevarnos murallones por delante
y luego ... hay que recuperarse
Qué va a hacer ...
Me gusta que me arrojes
cascotazos y flores.
Tus palabras también
a veces saben atajarme
en las caídas.
Y eso está muy bueno.
De nuevo, gracias!

Jorge Ampuero dijo...

Una poética breve y precisa, contundente como la muerte del silencio al filo de las palabras.
Me gusta. Espero regresar y nos leamos.

Saludos, Bella Colega...

toto scurraby dijo...

hacia rato no se la veia lady.saludetes